Concejal Cristina Beatriz Sosa
facebook.com/cristina.sosa.3388


Ante un nuevo anuncio de aumento del Transporte Urbano de Pasajeros, manifiesto mi opinión contraria al incremento del boleto de colectivos en la ciudad de Paraná, sin que medie una instancia abierta de trabajo en comisión en el marco de la cual puedan escucharse las demandas y reclamos de los usuarios y realizarse un meduloso estudio sobre los fundamentos económicos de la medida.

El proyecto según Expte. N° 270/2018 – D1 –A16, enviado al Concejo Deliberante por el presidente municipal, Sergio Fausto Varisco, fija el Boleto General de Colectivos en 13,50 pesos. O sea de $8,75 a 13,50 es un aumento de más del 50%.

Desde el inicio de nuestros debates en el Cuerpo Deliberante, junto a concejales de mi bloque político (Frente Para la Victoria), he bregado por establecer la normativa y requisitos por los cuales garantizar que el servicio de transporte urbano de pasajeros en Paraná, respondiese con eficacia y eficiencia a las reales necesidades de los usuarios.

Con ánimo absolutamente constructivo he sido portavoz y nexo para llevar al recinto del Concejo Deliberante las voces del vecindario movilizado en demanda de un mejor servicio de transporte.

Mi llamado al oficialismo, en apretadísima síntesis, es que tome las decisiones más objetivas teniendo en cuenta los trabajos de expertos e incorpore la representación de la comunidad de usuarios. El vecindario se ha expresado de muchas formas y muy inteligentemente, señalando las mayores deficiencias: frecuencias interminables; horarios pico con coches sucios y repletos, por eso se hace imbancable la temperatura sobre el colectivo; gente en esquinas sin poder subir. “Se consideró sacar el Transporte público del centro de la Ciudad para agilizar el tránsito, dándole prioridad a los automóviles por sobre la gente. El pasajero camina cuadras para llegar diariamente al trabajo, escuela, muchos niños lo hacen solos. Ni contar como son los días de lluvia, nos hacemos pato”, afirman los vecinos. “Decían que el cambio era para que la gente dejara el coche y usara transporte público”, son algunas de las cuestiones sufridas por este público cautivo.

Es tan enorme el daño que esta inacción del gobierno municipal impone a los usuarios que guardo aún la secreta esperanza que las y los concejales del oficialismo sean sensibles como para frenar este atropello.

Para concluir con este llamado a revisar este servicio público poniéndolo efectivamente a favor de la gente, entiendo que es fundamental darnos un tiempo de debate y respetuosa escucha, así como la imperiosa inclusión de representantes de la comunidad, un derecho inalienable en momentos de vigencia de principios democráticos.

Debería avergonzarnos que la ciudadanía piense que este Concejo Deliberante de la capital entrerriana, es cómplice del maltrato que los usuarios viven cotidianamente.

¿Es demasiado fantasioso sugerir que antes de votar, los miembros de este Concejo Deliberante hagan un viaje real, no fotográfico, en un recorrido completo del transporte urbano de pasajeros local, incluyendo las inolvidables esperas en paradores improvisados, para de verdad evaluar las bondades que el transporte está ofreciendo?
Fuente: Página Política

Claves

OPINIÓN Concejo Deliberante transporte Cristina Sosa

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles